Lliria (31.03.03).- El Consell Valencia de Cultura reunido en sesión plenaria en la ciudad de Lliria, reitera los principios expresados en el Pleno del 24 de febrero y ante la actual situación de conflicto internacional, considera un deber propio reafirmar públicamente los valores de la comprensión y la convivencia pacífica, mutuamente enriquecedora entre pueblos, culturas e ideologías y la función de la educación general en la difusión de dichos valores. De manera continua, pero especialmente ahora, es necesario promover a escala mundial, no solamente la difusión de conocimientos y técnicas, sino, paralelamente, la de los valores humanísticos y políticos de la convivencia concretados en el fomento de la comprensión cultural civilizada desde el respeto a las diferencias, entendidas la mas enriquecedora y fructífera del mismo diálogo.

Previamente a la celebración del Pleno Ordinario, los miembros del CVC fueron recibidos en el Ayuntamiento de Lliria en el emblemático edificio gótico de “Ca la Vila”, antiguo palacio renacentista del s. XVII, por los miembros de la corporación descubriéndose una placa conmemorativa y girando acto seguido una visita guiada a la ciudad. Durante el recorrido pudieron contemplar la Iglesia de la Sangre rehabilitada recientemente y aún cerrada al público, el Museo Arqueológico, la Iglesia del Buen Pastor, los Baños Árabes, las Termas de Mura.

Por la tarde, en sesión final abierta al público, el presidente del CVC, Santiago Grisolía, expresó el significado de esta institución en el marco autonómico y la importancia de la participación social en un debate de alto nivel sobre los significados de la Cultura en cada entorno concreto, señalando sus puntos fuertes y sus puntos débiles, y logrando el dinamismo y la aportación de todos para su aprovechamiento y puesta en valor.

Más información